Menu

Un campeón eterno y con el corazón a mil



Martes 7 agosto: prensa


Palpitando como un corazón a mil. Así pasaron estos 94 años de triunfos. De historias en blanco y negro a veces, otras no, pero en cualquier caso, siempre pletóricas en alegrías, con la satisfacción de saber que aún en los momentos donde todo es adverso, Universitario, el Club más temido por el resto -que en verdad son unos pocos- aquel que otros quieren derribar para empezar a existir, se sobrepone, alza su puño, eleva su voz. Y entonces, la historia es siempre la misma, recurrente, la ‘U’ otra vez, la ‘U’ siempre por encima de todos. Festejando, sonriendo, golpeando la mesa, dando vueltas olímpicas en todas las plazas, encendiendo las almas de millones que viven por ella, para ella… porque no hay otra razón de existir.



‘Lolo’, ‘Toto’, ‘Chumpi’, el ‘Ciego’, ‘Panadero’, el ‘Puma’, ‘Chemo’, la ‘Pulga’ son algunos nombres tatuados en la piel de una hinchada que, de generación en generación, fue transmitiendo una mística, un modo de vivir que va más allá del fútbol. Que es una forma de enfrentar el día a día, cuando todo parece estar en sentido opuesto a nuestro existir.  Pese a ello, y como es lógico, logramos triunfar a lo largo de los tiempos, torcerle la nariz al destino, estropearle el truco a los que juegan con cartas marcadas, a los ventajistas de siempre, a esas manos que en el fútbol de hoy suelen aparecer en cualquier parte moviendo hilos desde la clandestinidad de su espíritu.



Nuestras 26 ‘estrellas’ grandes e inalcanzables nos respaldan. Aquel viejo equipo concebido en la casona de San Marcos, el de un puñado de anhelos juveniles envueltos en libros y cuadernos, hoy es un titán ingobernable, un sentimiento multitudinario. Sí, un coloso, con el corazón a mil, al que nadie podrá destruir. 

¡Aunque se hunda el cielo, no podrán!

Feliz Cumpleaños Campeón ¡Y Dale "U"!

Un Día Como Hoy

17/09/1996

Ídolo Eterno

#UnDíaComoHoy 17 de setiembre de 1996
Falleció nuestro ídolo eterno Teodoro Lolo Fernández, quien durante décadas solo defendió nuestra sagrada camiseta.
Jugó 180 partidos y marcó 156 goles y fue campeón nacional en 1934, 1939, 1941, 1945, 1946 y 1949.
¡Siempre te recordaremos, Ídolo Eterno!

Historia del Club